Trucos y consejos para ahorrar combustible a la hora de viajar

Lunes, 15 de noviembre de 2010 Dejar un comentario Ir a comentarios

Trucos y consejos para ahorrar combustible a la hora de viajar

Los hay que cuando se trata de hacer un viaje preferimos el coche ( carro ) a otros posibles medios como el autobús, el tren o el avión; y más que nada por la libertad de movimientos que da. Se que no suena muy sostenible con el medio ambiente, pero que queréis que os diga, el poder llegar a vuestro destino y decir “hoy me apetece conocer tal parte de la provincia”, y no tener que andar esperando a que llegué el autobús o apurando el tiempo porque perdemos el último tren del día merece la pena.

Ahora bien, uno de los problemas que conlleva viajar de esta manera es el gasto que se puede llegar a hacerse en carburante, que no es “moco de pavo”; así que hoy vamos a ver varios consejos para ahorrar combustible y realizar una conducción más eficiente.

Cambio de marchas: en el caso de los gasolina conviene cambiar de marcha entre las 2.000 y las 2.500 rpm, en el caso de los diésel entorno a las 2.000 rpm.

Primera marcha: lo mejor es no abusar de la primera. Esta marcha es tractora, por lo que no la llevéis más allá de los 2 o 3 segundos después de haber arrancado. El motor os lo agradecerá.

Distancia adecuada: manteniendo una distancia adecuada con el vehículo que nos precede evitaremos abusar de los cambios de marcha innecesarios y de los frenazos.

Marchas adecuadas: para cada franja de velocidad hay una marcha adecuada, mantened para ello como referencia al velocímetro ( primer consejo ). No es plan de ir a 40 km/h en cuarta o a 120 en tercera.

Pendientes descendentes: en estos casos lo más conveniente es soltar el pie del acelerador, utilizando para regular la velocidad el freno motor ( cambiando marchas ). No bajéis las cuestas en punto muerto ( neutro ), aparte de ser peligroso se consume más.

Apagad el motor en los atascos: si os encontráis en una caravana ( trancón ) o algo por el estilo que os obligué a estar un buen rato sin avanzar apagad el motor. Es una tontería estar haciendo trabajar al motor para nada, ¿ no ?.

Velocidad moderada: en España no se puede circular a más de 120 km/h, ¿ para que vais a ir más rápido ?. Aparte de para haceros precoces clientes de la funeraria para consumir más y para ganaros multas. Un aumento de velocidad del 20% (pasar por ejemplo de 100 a 120 km/h), significa un aumento del 44% en el consumo (de 8l/100 km a 11,5l/100 km).

Acelerones: evitad los acelerones inútiles, y más aún cuando el motor esta frío.

Carga adecuada: cuanto más peso lleve el coche encima más esfuerzo tiene que hacer el motor, ergo más consumirá. Antes de partir mirad qué es lo indispensable para llevar y qué lo superfluo.

Temperatura: ¿ Hace mucho calor ? Llevar los cristales bajados aumenta la resistencia aerodinámica del coche, haciéndolo consumir hasta un 6% más. En el caso del aire acondicionado el consumo puede llegar a repercutir hasta en un 20% del consumo total. Así que ojito.

Maletas en el techo: hay gente que lleva tantas cosas en los viajes que se ve en la necesidad de utilizar el techo como portaequipajes. Esto ofrece una mayor resistencia al viento haciendo que el coche se esfuerce más por mantener la velocidad; es decir, que consume más.

Buen estado del motor: es importante tener limpio el aceite y el filtro del aire para que la combustión sea más eficiente.

Presión de los neumáticos: una presión inadecuada en los neumáticos, aparte de ser peligroso hace que se consuma más. Además de ello, manteniendo una presión que no es la correcta reducimos la vida útil de los neumáticos.

Gasolineras más baratas: mira en que gasolineras venden más barato el combustible. No es que vayáis a ahorrar mucho así, pero algo es algo. Para el cafecito mañanero. Podéis ver los precios en España aquí.

Repostar cuando haga frío: cuando las temperaturas son más frías el combustible se contrae, así pues por el precio de un litro tendréis un poquito más.

Como manejar el surtidor: la palanca del surtidor no hay que apretarla al máximo, sino que hay que dejar que el combustible se meta poco a poco en el depósito. De esta manera evitamos en mayor medida meter vapor.

No esperar a que se vacíe el depósito: cuanto más aire quede en el depósito más tenderá el combustible a evaporarse. Por ello los grandes depósitos cisterna de las refinerías tienen techos flotantes en el interior, manteniendo el aire separado del combustible, con el objetivo de mantener la evaporación al mínimo.

No repostar cuando este el camión cisterna: cuando el camión cisterna esta cargando combustible es mejor no repostar ya que en ese momento los sedimentos del fondo del depósito se remueven y podéis meter al depósito de vuestro coche combustible sucio.

Fotografía | Cadena Ser

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Share



Categories: Miscelanea
  1. Lunes, 15 de noviembre de 2010 a las 21:15 | #1

    Increibles consejos; hay cosas que nunca se me habian pasado por la cabeza.
    Gracias.

  1. Miércoles, 17 de noviembre de 2010 a las 11:37 | #1